Las 4 desventajas del aeropuerto en Santa Lucía, según López Obrador

CIUDAD DE MÉXICO.- De acuerdo con el informe presentado al presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, la operación del actual aeropuerto de la Ciudad de México y dos pistas en Santa Lucía tienen algunas desventajas que no hacen viable el proyecto.

Los problemas a resolver, según el documento, son los siguientes:

1. La factibilidad aeronáutica

La organización MITRE, que hizo el estudio del espacio aéreo del Nuevo Aeropuerto Internacional de México, ha manifestado que las operaciones simultáneas del AICM y el AISL, no serían compatibles, a no ser que se disminuyera la frecuencia de operaciones, lo que haría nugatoria la intención de aumentar la capacidad aeroportuaria.

Además, señalan que habría interferencias que ponen en riesgo las operaciones de los dos aeropuertos. La actitud final de MITRE, informó que sí pueden operar ambos aeropuertos, pero con restricciones en el número de operaciones, lo que no permitiría superar el problema de saturación.

2. Traslado de la Base Militar de Santa Lucía

En los terrenos de Santa Lucía, está establecida la Base Aérea Militar No. 1, sede principal de operaciones de la Fuerza Aérea Mexicana (FAM) y del Plan DN-III, en la que habitan aproximadamente 7,500 elementos militares y 3,000 familias, con instalaciones educativas, de salud, comerciales, recreativas y deportivas para la población, que deberán ser, en caso de usar los terrenos, reubicadas.

3. Complejidades logísticas

Para las empresas aéreas tener dos aeropuertos separados, significa problemas logísticos de operación y costos asociados. Esta situación, conlleva la oposición de las aerolíneas hacia esta alternativa y al apoyo decidido a la construcción del NAIM.

4. Distancia entre aeropuertos

Uno de los elementos de mayor oposición a esta alternativa, no solamente de las aerolíneas, sino específicamente de los pasajeros, es “la lejanía” que habría entre el AISL con el centro de la Ciudad de México y por las dificultades de interconexión de vuelos que habría con el AICM.

FUENTE: EXCÉLSIOR