Cancelar el Nuevo Aeropuerto costaría 100,000 millones de pesos, reconoce López Obrador

El presidente electo Andrés Manuel López Obrador presentó el dictamen técnico sobre el futuro del Nuevo Aeropuerto de México y reiteró que pondrá el proyecto a consulta ciudadana para ver si se cancela la obra o evaluar las opciones alternas. 

El presiente electo de México, Andrés Manuel López Obrador, dio a conocer el dictamen técnico que elaboraron sus asesores, y en el cual se desprende que la cancelación del Nuevo Aeropuerto Internacional de México (NAIM) tendría un costo de 100,000 millones de pesos. 

El dictamen también establece que la construcción de dos pistas en la base militar de Santa Lucía, tendría complicaciones de logística. También requeriría la elaboración de un estudio de viabilidad aeronáutica, cuyo costo ascendería a 150 y 200 millones de pesos, y tardaría cinco realizarlo.

En conferencia de prensa, Andrés Manuel López Obrador dijo que el próximo lunes entregará este dictamen al presidente Enrique Peña Nieto para que lo pueda consultar. Destacó que le pedirá su ayuda para realizar una consulta ciudadana para conocer la opinión de los mexicanos sobre este tema.

Obrador mencionó que entregará este dictamen a los colegios y academias de ingenieros civiles, para que puedan ofrecer su opinión a más tardar el 5 de septiembre; tres días después se presentarán las bases de la consulta, la cual se realizará la última semana de octubre, la cual —prometió— será imparcial y vinculatoria, es decir, que acatará la opinión mayoritaria de los mexicanos, sobre continuar o no la construcción del NAIM.

“No vamos a inclinar la balanza. Vamos a consultar a todos. Que se conozca sobre este tema. Se puede alegar que es un tema financiero, técnico, que la economía es asunto de políticos. No. La economía es un asunto de todos”, aseveró.

Mencionó que a partir de este viernes hablará con los directivos de los medios de comunicación para solicitarles que abran espacios de debate sobre las tres que plantea su dictamen. 

López Obrador informó que en su sitio de internet www.lopezobrador.org.mx está ya disponible la información del dictamen.

No se cancela posibilidad de concesión

López Obrador mencionó que en caso de continuar la construcción del aeropuerto de Texcoco, no cancela la posibilidad de concesionar parcial o totalmente la obra, en caso de que faltaran recursos públicos.

En la presentación del dictamen, el futuro Secretario de Comunicaciones y Transportes, Javier Jiménez Espriú, argumentó que el costo del NAIM aumentó de 169,000 a 300,000 millones de pesos, y que su mantenimiento tendría un alto costo, el cual aún no se ha determinado. En tanto que, la opción de construir dos pistas en Santa Lucía costaría 70,000 millones de pesos.

Sin embargo, el dictamen recoge la opinión de Mitre, organismo internacional, quien observó cuatro inviables operativas de esta última opción: la factibilidad aeronáutica por posibles interferencias entre los espacios aéreos del actual aeropuerto y Santa Lucía; la necesidad de trasladar la base militar establecida en los terrenos de Santa Lucía a otros espacios; las complejidades logísticas, que para las empresas aéreas, significan dos aeropuertos separados y sus costos asociados de operación, y finalmente la distancia entre aeropuertos.

De ahí que Mitre planteó que sería necesario elaborar un estudio de los impactos sociales, ambientales y urbanos en la zona de influencia.

Al respecto, el Presidente electo, Andrés Manuel López Obrador dijo que no obstante estas observaciones, su propuesta de construir dos pistas en Santa Lucía tiene ventajas de ahorro, dado que la obra del NAIM elevó su costo a 300,000 millones de pesos.

Javier Jiménez Espriú comentó que la consulta un sentido positivo a Santa Lucía, pero el resultado del estudio aeronáutico insiste en su inviabilidad, se tendría que continuar con la obra del aeropuerto de Texcoco, ya sea mediante el financiamiento, o bien concesionado. 

“Estamos planteando que son válidas las dos opciones; en caso de que los estudios posteriores demostraran que la opción que se eligió (Santa Lucía) tuviera problemas, volvemos consultar (….) nos regresamos a la opción que queda (continuar el NAIM)”, comentó.

FUENTE: EL ECONOMISTA/Jorge Monroy y Alejandro de la Rosa