Empresarios confían aún que el gobernador resolverá el problema de pago de adeudos

Que abra la puerta del diálogo personal con el sector empresarial, pidieron

Los empresarios de Veracruz confían en el alto sentido de justicia y equidad del gobernador Miguel Ángel Yunes Linares; saben que atenderá y resolverá de manera favorable a quienes por justicia se les requiere resarcir el daño moral y económico que se les ha causado, afirmó José Rogelio Ibáñez Espinosa, presidente de Activación Empresarial para los Centros Históricos de la República Mexicana, AC.

“Esperamos que el mandatario estatal abra la puerta del diálogo personal con el sector empresarial, que durante varios años desde la administración anterior ha solicitado su justo pago. Éste es el momento histórico para que Miguel Ángel Yunes Linares pase a la historia de Veracruz como el gobernador que supo de manera justa restaurar los daños causados al sector empresarial por la anterior administración, tomando en cuenta que es el sector productivo generador de empleos; de esa forma, reactivaría la economía de miles de familias veracruzanas”, aseveró.

El empresario consideró que la de ayer fue una muy lamentable acción del personal de la administración estatal al negar el diálogo a los empresarios que se apersonaron en el interior de Palacio de Gobierno del Estado para solicitar el derecho de audiencia del que gozan los ciudadanos.

“Quiero creer que el señor gobernador no fue suficientemente informado de quienes estaban en espera de ser atendidos, pues de lo contrario estoy seguro hubiera abierto las puertas de su oficina y hubiera dialogado con los empresarios. De no ser así, sería un lamentable desatino, pues se estaría ignorando y menospreciando al sector productivo del estado”, señaló.

José Rogelio Ibáñez expresó que el problema es mayúsculo pues ante la falta de pago por parte del Gobierno del Estado, varios empresarios han tenido que cerrar sus empresas y despedir a sus empleados generando un efecto dominó, que ha desembocado en la falta de liquidez en la población en general así como el cierre de cientos de pequeñas empresas en esta capital y en varias de las ciudades económicamente importantes del estado.

 

 

FUENTE: DIARIO DE XALAPA/Raymundo León